Dos mil peregrinos inscritos en la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) en Panamá, representarán oficialmente a la Arquidiócesis de Managua.

Jóvenes de las parroquias, movimientos laicales, colegios católicos, sacerdotes y otros organismos de la Iglesia forman parte de esta delegación oficial quienes la mañana de este sábado 5 de enero recibieron el envío misionero de parte de Su Eminencia Cardenal Leopoldo José Brenes en la catedral de Managua. 

Como país Nicaragua son un poco más de cinco mil peregrinos los que participaran en la JMJ con el Papa Francisco de las diversas diócesis. Han sido dos años de arduas jornadas de preparación que los jóvenes han venido realizando con sacrificio para poder participar en Panamá.

“Que la Jornada Mundial de la Juventud sean para ustedes un momento espiritual de mucha oración” dijo el cardenal Brenes a los presentes, el Señor arzobispo les pidió a los jóvenes que reflexionaran un momento sobre por qué les toca a ellos viajar a Panamá a encontrarse con el Papa Francisco y no a otras personas. “la respuesta es sencilla dijo el cardenal haciendo referencia al texto bíblico de San Marcos, Llamó a los que Él quiso, de esta manera ustedes deben estar conscientes que usted ha sido elegido personalmente por Dios para participar de esta jornada, la cual no es un viaje turístico sino un viaje para tener un encuentro personal e íntimo con Jesús, además de encontrarnos con el Papa Francisco. Los jóvenes deben estar preparados para responder el llamado que Jesús nos hace y esa respuesta debe ser con un compromiso de vida.”

El Cardenal Brenes les dejó un reto a los jóvenes pidiéndoles que escribieran una carta sobre los sentimientos y objetivos que tienen antes del viaje, para luego a su regreso escribir otra carta con todas las vivencias experimentadas en la JMJ Panamá 2019.