El periodista Miguel Mora, Periodista y Director de 100 % Noticias desde el 21 de diciembre del 2018, inició una huelga de hambre indefinida, desde el pasado 19 de febrero, en denuncia por diversas violaciones de derechos humanos, principalmente porque no lo dejan ver a su esposa, Verónica Chávez, informó el abogado de la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH), Julio Montenegro.


 La periodista y esposa de Mora, Verónica Chávez confirmó la información brindada por el abogado de la CPDH. “Yo también me estoy enterando de esta huelga de hambre iniciada por Miguel por la carta, pero no pongo en duda porque así nos hemos dado cuenta de todas las violaciones de derechos humanas cometidos”, manifestó.


“Son muchas las violaciones que están cometiendo contra mi esposo y otros presos políticos que han forzado a que Miguel decidiera iniciar esta huelga de hambre. Exijo asistencia médica inmediata, para que se pueda valorar su estado de salud actual y responsabilizo a las autoridades del Sistema Penitenciario La Modelo y del Gobierno de Daniel Ortega de cualquier daño que pueda sufrir mi marido”, expresó Chávez.


 “Mi próxima visita está programada hasta marzo, porque cuando llego a dejar paquetería una vez a la semana siempre me dicen que no me pueden dar información, que hable con el alcaide de la cárcel y él nunca está. Así que voy a seguir insistiendo que me dejen verlo”, expresó.


El Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), expresó su preocupación por la situación de riesgo a la vida de Mora y responsabilizó al régimen Ortega-Murillo “de las consecuencias que una huelga de hambre pueda causar a la salud del periodista”.


“La huelga de hambre es la medida más drástica y peligrosa que puede enfrentar una persona”, manifestó la presidenta del Cenidh, Vilma Núñez, quien insistió que el peligro aumenta por las circunstancias en que este permanece recluido.




Las instalaciones del Canal 100% Noticias permanecen cerradas y bajo resguardo policial desde el 21 de diciembre, cuando ambos fueron capturados durante un operativo sin orden de ningún tipo a las oficinas del medio de comunicación.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), dictó el pasado viernes medidas cautelares para Pineda Ubau. Mora y su esposa también cuentan con medidas cautelares que exigen el respeto a la vida de ellos y su círculo familiar.