Fieles, sacerdotes y autoridades diplomáticas recibieron en la parroquia San Juan Bosco de Valencia, una imagen de San Óscar Romero para ser entronizada en ese templo. Este es el primer lugar de culto del Obispo Mártir en la Diócesis de Valencia, luego de su canonización por el papa Francisco el pasado mes de octubre.

El párroco, Amado Pau Magaña bendijo la pintura, donada por un feligrés y pintada por la artista María del Carmen Martínez García. El cuadro quedó ubicado en un lateral del templo muy próximo al altar para que los fieles puedan venerar al Santo Salvadoreño.

En esta ceremonia de bendición especial participó el cónsul de El Salvador en Valencia, Rodolfo Bacharach, así como toda la comunidad salvadoreña de esa Diócesis.

Información: Archidiócesis de Valencia.