En la noche de este sábado, 5 de octubre, se realizó la Vigilia de Oración por el #SínodoAmazónico, que dio inicio a las actividades de #AmazoníaCasaComún, que tendrá más de 130 eventos en sintonía con el camino que los padres sinodales realizarán del 6 al 27 de octubre.

La Vigilia contó con la participación de centenas de personas, entre pueblos amazónicos y de diversas partes del mundo. Durante su realización se introdujo la canoa, símbolo del Sínodo para la Amazonía, que será entregada al papa Francisco como símbolo de unión y vínculo fraterno entre los pueblos amazónicos y su trabajo misionero como sumo pontífice.




Este momento de espiritualidad amazónica fue animada por el equipo itinerante de la Amazonía y por los jóvenes misioneros italianos. Durante la ceremonia se hizo memoria de algunos mártires amazónicos, bien como de la entrega de tantos misioneros y misioneras en este territorio.




El cardenal Pedro Ricardo Barreto Jimeno S.J. realizó una reflexión desde algunos modelos: la Santísima Trinidad (Padre, Hijo y Espíritu Santo), como modelo de comunidad y comunión; Francisco de Asís, un santo italiano y europeo que reconoció la creación de Dios como hermana (y es el patrono del Sínodo); el otro Francisco, papa, que nos motiva a caminar juntos, cuidando de la Casa Común y el camino misionero en la Amazonía.

Al finalizar la celebración, se realizó como un gesto simbólico, el envío de los padres sinodales, delegados fraternos, expertos, auditores y otros.



Mañana, con la celebración eucarística presidida por el papa Francisco se dará inicio al Sínodo Especial de Obispos para la Amazonía.

NOTA y FOTOS: Julio Caldeira, IMC